¿Cuán valiente eres para denunciar?

¿Cuántos de nosotros hemos visto algo y pensamos que debíamos denunciar algo, pero decidimos no hacerlo? No hace falta que contesten a esta pregunta, pero seguro que eso le ha pasado a alguien que está leyendo este post. El mensaje de «si ves algo, dilo» o «si has sido victima de…» está en todos lados…, incluso si vamos por la autovía o en una parada del bus, solemos ver carteles de este tipo, que nos animan a denunciar un delito sin tener que desvelar nuestra identidad. Pero aún me da la sensación de que a muchos les incomoda dar un paso al frente en nombre de la verdad.

Entiendo que los denunciantes son atacados, sobre todo en España he escuchado decirles “chivato”, “bocaza”, etc., lo cual nos hace revivir quizás a la época del colegio, y el miedo al bullying.

Otros eligen no convertirse en denunciantes por miedo a las represalias. Desde ser relegados a un cargo menor, a amenazas de muerte (por ejemplo, si estas en países donde reina la impunidad y trabajas para el Gobierno, que ooopss es bastante corrupto), a pérdida del trabajo…

Elegir convertirse en denunciante es una batalla cuesta arriba. Se cuestiona su lealtad. Sus motivos, su credibilidad. Así que ¿cómo puedo como persona y profesional del Compliance animarlos a que se conviertan en denunciantes cuando sé lo que realmente piensa el mundo de la persona que denuncia?

¿Recuerdan a ENRON? descubierto por un denunciante. ¿Y cómo olvidar a Bernard Madoff, descubierto por un denunciante? Y aun en casos como Arthur Andersen y Lehman Brothers, cuyas denuncias no fueron atendidas y hubo complicidad de los auditores, pero que si se hubiese podido evitar el gran impacto en la crisis de 2008.

Y que si hablamos de por ejemplo los 5 escándalos sexuales que sacudieron Hollywood antes del de Harvey Weinstein: Bill Cosby, Woody Allen, Roman Polanski, Michael Jackson y Rob Lowe.

En el ámbito profesional, del Compliance puedo decirles que a veces no tienen ni idea de lo valiosas que son las contribuciones que hacen los denunciantes. De hecho, la mayoría de los fraudes los descubren a través de estas, en comparación con otros métodos como la revisión de KPI’s y auditorías externas o internas. Y si piensan en algunos de los casos emblemáticos o históricos de fraudes, siempre giran en torno a un denunciante. Piensen en el Watergate, descubierto por un denunciante. Hace falta tener mucho valor para dar un paso al frente en nombre de la verdad, porque puede que no participes en el fraude, pero que si no lo denuncias?

Eres capaz de cuestionar tu lealtad? ¿tu integridad? ¿Crees que serias un empleado de confianza? Tienes justificados motivos. ¿Has pensado en la responsabilidad de los empleados si saben algo y no informan?

Es importante que cultivemos la ética y la esperanza. Los denunciantes nos dan esperanza. Al contrario de lo que se piensa, no todos son empleados insatisfechos que tienen un problema con la empresa. Su integridad y la esperanza de que su empresa mejore y que su denuncia sea tratada adecuadamente es (en mi opinión) lo que los lleva a dar ese paso.

Es decir, que como empresa y como Compliance Officer debemos fomentar el compromiso. Los denunciantes están comprometidos. Y es esa pasión por su organización lo que los lleva a dar un paso al frente. No buscan fama, pero sí buscan justicia.

Si bien es cierto, requiere también de características más personales, como ser valientes, insisto que va a incidir mucho la confianza, transparencia, ética, confidencialidad y garantía de no represalias que le inspiremos los tratantes de su denuncia.

En consecuencia, como responsables del Compliance debemos asegurar ya no solo que el Sistema de Gestión de Compliance funciones, sino que todos los elementos que forman parte del programa, en especial el Canal de Denuncias. Que personalmente, como “denuncia” tiene más connotación negativa que positiva, me gusta llamarle “canal ético”. Además, es mejor decir que se denuncian en tal caso, “irregularidades” porque la palabra delitos quizás también asusta. No obstante lo anterior, un programa eficaz de denuncia de irregularidades deberá garantizar que cualquier cuestión planteada se aborde con prontitud y eficacia, y que la compañía muestre su compromiso de escuchar a sus empleados, proveedore y terceros que quieran efectuar una denuncia.

Además, no olvidemos que, con la información recibida a través de los canales de denuncia, las organizaciones podrán gestionar algunos riesgos de manera más efectiva, al descubrir y resolver problemas de manera eficiente. Estos programas también reducen la posibilidad de que los empleados lleven sus preocupaciones fuera de la organización, a los medios de comunicación, reguladores, inversores, o en una red social, causando un daño reputacional significativo. En general, los programas de Compliance sólidos pueden indicar a los inversores, empleados, reguladores, terceros y otras partes interesadas que la organización se toma en serio la ética y la integridad dentro del sector donde opera.

Si te ha gustado este contenido, dale me gusta y sígueme! 😊 Además usa los botones abajo para compartir con tus amigos en las redes sociales!  

Si quieres dejar tu opinión, recuerda que siempre sea de firma positiva y con respeto. Por el contrario, cualquier opinión agresiva, conductas o expresiones que vayan en contra del respeto, la dignidad, o constituyan injurias o calumnias será bloqueado, y denunciado a las Autoridades conforme a lo previsto artículo 208 del Código Penal Español. El delito de injurias se prevé una pena de multa que oscila entre 3 y 14 meses y para las calumnias la pena será de prisión de 6 meses a 2 años o multa de 6 a 24 meses.

Los derechos de la ilustración (portada) pertenecen a: Federico Neira.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: